domingo, 4 de enero de 2015

Porcino portoricencis

Nuestra agricultura continúa mejorando a paso firme. El aumento en el consumo en la carne de cerdo es una buena noticia, sobre todo porque se da frente a una reducción del cerdo importado de Estados Unidos, víctima de una epidemia. Ello le ha puesto un detente a la práctica americana de inundar nuestro mercado con su producto más barato, para desplazar la producción local.

Por seguridad alimentaria y sensatez económica, los puertorriqueños comienzan a despertar de ese letargo colonial de dependencia foránea, para producir en grande los bienes y servicios indispensables para su vida colectiva.

Y nada más indispensable que un pedazo de lechón boricua con cuerito crujiente...

No hay comentarios: