lunes, 22 de junio de 2015

La ruta de los embalses

Los boricuas somos «averiguaos», es decir, curiosos en extremo. Sobre todo, nos gusta contemplar la desgracia o situaciones morbosas. Un accidente de tránsito -- si presenta elementos que apuntan a muerte o grave daño corporal -- es motivo de un monumental embotellamiento que producen los conductores que reducen la marcha para regodearse en la fatalidad ajena.

Aunque de menor morbo, la situación de los embalses en esta sequía severa que padecemos se ha convertido en una atracción turística interna. Se informa de familias enteras que abordan su vehículo y recorren la ruta de los embalses para «ver con sus propios ojos» cómo nos vamos quedando sin agua.

Supongo que, si no se tiene dinero para ir a Disney World este verano, la ruta de los embalses puede ser parte del «turismo de aventura o ecológico» en nuestro país...

No hay comentarios: