viernes, 29 de agosto de 2014

Contadores públicos [des]autorizados

De ser cierto que el Colegio de Contadores Públicos Autorizados propone que se reduzca el salario mínimo, como una medida para ayudar a resolver el problema económico del país, ello confirmaría mi opinión general sobre esa clase profesional, que reduce todo a un asunto contable, sin tener en cuenta los efectos reales en la vida de los seres humanos. Es decir que para los CPA, si los números cuadran, es todo lo que importa. Tal parece que alguien ha calculado que, si se pagan sueldos de subsistencia -- porque el mínimo actual ya es de hambre -- los empresarios, que es a la clase a la que ellos se deben, tendrán más dinero para invertir y reactivar la economía.

La estupidez -- no digamos la insensibilidad -- de empobrecer a los asalariados más vulnerables es tan grande que resulta incomprensible. Ahora se ha aprobado una ley para que nuestros CPA puedan ejercer en otras jurisdicciones.

¡Pobre de esa gente en los lugares donde los contadores de este país vayan a prestar sus servicios!

No hay comentarios: