miércoles, 22 de octubre de 2014

«Agua que has de beber...»

Continúa la falta de conciencia ambiental en nuestro país, con el abuso del recurso agua, tan vital y amenazado en todo el mundo. Empresas e individuos siguen contaminando y envenenando lagos, mares, quebradas y ríos. El Estado ha sido muy débil aplicando sanciones administrativas y penales a estos delitos ambientales que se suceden con pasmosa frecuencia.

Hasta que se impongan multas cuantiosas a las personas jurídicas y términos de reclusión a las naturales, este estado de cosas continuará, en detrimento de esta y de las futuras generaciones, que se verán privadas del regalo de la naturaleza prístina, por la avaricia y la estupidez empresariales.

No hay comentarios: