jueves, 2 de abril de 2015

Condenada condonación

Es una mala política pública la aprobación continua de amnistías contributivas o para el pago de deudas por multas u otras obligaciones ciudadanas. La gente -- que no necesita incentivos para violar la ley -- aprovecha estas ocasiones para pagar mucho menos de lo que le corresponde y continuar  haciendo lo mismo, en espera de la próxima amnistía.

Si eso es malo, la propuesta condonación de la deuda de las corporaciones públicas y de agencias del gobierno con la Autoridad de Energía Eléctrica es mucho peor. Es una burla monumental al país que siquiera se considere la posibilidad de que la Autoridad de los Puertos deje de pagar $41 millones, la Autoridad de Acueductos y Alcantarillados no pague $29 millones y el Tren Urbano siga su camino sin pagar $21 millones. Ahí nada más hay $91 millones que pagaremos los contribuyentes, ante la irresponsabilidad de la gerencia de esas tres entidades y de los gobiernos que han permitido que se acumulara una deuda de esta magnitud. Entonces, tienen el descaro de negociar en cuartos oscuros para subir las tarifas.

Por menos que eso armaron la guillotina en Francia.

No hay comentarios: