sábado, 7 de noviembre de 2015

Otra burla al país

Entendida la euforia político partidista, algunas expresiones en la actividad de Ricky Rosselló auguran mal para el país, de ser una muestra de cómo se va a conducir el partido al que pertenece. Si su padre se dio a conocer por sacarle la lengua a una contrincante en un debate televisado, las burlas que se informan, sobre todo la de que «y todo eso se dice cuando se piensa con el culo», refiriéndose a funcionarios del actual gobierno, podría darnos la tónica de ese nuevo gobierno.

Aunque esas expresiones no son del candidato, el doctor Rosselló haría bien en distanciarse públicamente de ellas y advertirle a sus seguidores que se abstengan de hacer esa clase de expresiones públicas. La militancia seria de ese partido también debe rechazar ese comportamiento. El país no necesita una campaña -- que apenas comienza -- con esas chiquilladas y vulgaridades.

No hay comentarios: